Este es un foro dedicado a las Fuerzas Armadas Mexicanas así como de los diferentes Cuerpos de Policía y demás entes que se dedican a la Seguridad interna de México.


Cuba: el futuro sin los Castro pasa por las Fuerzas Armadas

Comparte
avatar
·¦·Füµ®€R·¦·
Kommando Spezialkräfte
Kommando Spezialkräfte

Mensajes : 5481
Masculino
Edad : 30
Localización : Los Santos, San Andreas

Cuba: el futuro sin los Castro pasa por las Fuerzas Armadas

Mensaje por ·¦·Füµ®€R·¦· el 28/12/2011, 3:08 pm

Rogelio Núñez

lunes, 14 de noviembre de 2011

El futuro político de Cuba se construirá sin los hermanos Castro. En primer lugar por una razón biológica: Fidel Castro acumula ya cinco años de retiro a causa de su enfermedad y va para 86 años, mientras que Raúl Castro tiene ya 81. La interrogante no es si estarán los Castro en ese futuro, claramente no estarán, sino si sobrevivirá el castrismo.

El régimen, personalista y dinástico, alcanzó desde los años 70 mayores niveles de institucionalización, terreno en donde se afianzó la estructura del Partido Comunista como organismo de encuadre y organización de las masas, en el lenguaje marxista-leninista, muy querido por Fidel, quien siguió siendo el caudillo indiscutible.

Pero el futuro de Cuba no pasa ni por los hermanos Castro ni por el PCC. Pasa por la única institución que desde los años 60 es el verdadero pilar en el que se sostiene la Revolución y el Estado: las Fuerzas Armadas, creación directa y mimada de Raúl Castro. En la actualidad la cúpula militar del país tiene a tres de sus miembros en el buró político del Partido: el ministro de Defensa Leopoldo Cintra Frías, el viceministro Álvaro López Miera y el viceministro de las FAR, el general de tres estrellas Ramón Espinosa Martín.

Un ejército que en los años 60 ganó un inmenso prestigio gracias a sus victorias sobre las fuerzas anticastristas (triunfos en Bahía de Cochinos en 1961 y sobre la guerrilla anticomunista de la sierra de Escambray). Luego, en los 70 y 80, las Fuerzas Armadas ganaron aún más renombre durante sus intervenciones a favor de gobiernos comunistas en África, Angola y Etiopía, donde mostraron un alto grado de pericia, audacia y profesionalidad.

En los 90 y durante la pasada década, las Fuerzas Armadas se transformaron, de la mano de Raúl Castro en un gran holding económico que controla áreas vitales y productivas de la economía cubana, sobre todo, aunque no solo, vinculadas al turismo. Por lo tanto, ese papel de monopolio de la violencia legítima, influencia política, control del Estado y el territorio y de poder económico convierten a las Fuerzas Armadas en el fiel de la balanza del futuro del régimen y de la Revolución.

Las Fuerzas Armadas, el pilar del régimen castrista

Por eso, los cambios que ocurran en la institución deben ser leídos a corto plazo y sobre todo a medio, pensando en que se produzca los hechos inevitables de carácter biológico. En ese contexto se sitúa el nombramiento por parte de Raúl Castro del nuevo ministro de Defensa cubano, el general Leopoldo Cintra Frías.

Se trata de un viejo militar, de 70 años, con un amplio historial de servicios, que incluye misiones en Angola, donde dirigió importantes batallas como la de Cuito-Canavale en 1988. Cintra Frías sustituye al general Julio Casas Regueiro, fallecido repentinamente el 4 de septiembre lo que indica una obviedad: los estragos que ya está haciendo la biología en la elite castrista.

En estos cambios, todos los ojos se ha puesto sobre Cintra Frías aunque lo más relevante a la larga puede ser el hombre que le sustituye como viceministro primero del Minfar, el general Álvaro López Miera, quien además continuará desempeñando sus funciones como jefe del Estado Mayor General, que ocupa desde 1997.
El general López Miera, de 68 años, es miembro del Buró Político del Partido Comunista, participó en las guerras de Etiopía y Angola, y ahora se sitúa en una posición estratégica como segundo en la línea de sucesión del Ministerio.

López Miera, el hombre clave del futuro

López Miera, a diferencia de Cintra Frías, es una figura que genera más consensos dentro de las Fuerzas Armadas. Como apuntó en su día Norberto Fuentes "es un hombre de Raúl, pero es además el hombre que Raúl personalmente preparó durante años para la posición de jefe del todopoderoso Estado Mayor General".

Todo indica que el nombramiento de Cintra Frías es una solución temporal a la espera de preparar el terreno para el hombre que se perfila como sucesor de los Castro y heredero del castrismo. Ya en su momento, Juan Juan Almeida, hijo del que fuera tercer hombre de Cuba dijo que "si es una decisión de cara al mundo, podría nombrar a Álvaro López Miera; pero si es con mensaje interno, podría ser Leopoldo Cintra Frías o Ulises Rosales del Toro".

López Miera es ante todo un hombre de Raúl, de su más entera confianza, y como señala el politólogo y exdiplomático Juan F. Benemelis: "si (Raúl Castro) quiere a uno para llevar adelante su sucesión, entonces podría ser Álvaro López Miera".

El futuro de Cuba es un gran secreto dentro de un enorme enigma. Es difícil y muy arriesgado especular e intentar romper ese muro de azúcar que esconde las decisiones del castrismo. Pero por lo poco que podemos saber o intuir se puede concluir que:

1- los Castro tienen fecha de caducidad por razones biológicas.

2- Que el castrismo puede perdurar más que sus creadores de la mano de la institución clave en el futuro político cubano, las Fuerzas Armadas.

3- Que quien controle esas Fuerzas Armadas será, al menos por un tiempo, el hombre fuerte del régimen, evoluciones hacia donde evolucione.

4- Y que ese cargo, a medio plazo, tiene un nombre propio, el de López Miera candidato ideal para ministro de Defensa, cercano a Raúl Castro, hombre muy respetado en las Fuerzas Armadas por su amplia experiencia militar, graduado en la Unión Soviética y con experiencia en el mando de tropas.

* Rogelio Nuñez es Doctor en Historia de Iberoamérica.
Miembro del Observatorio de Seguridad y Defensa de América Latina (OSAL).

http://www.revistatenea.es/RevistaAtenea/REVISTA/articulos/GestionNoticias_6331_ESP.asp


___________________________________

Hola Invitado. Bienvenido(a) al foro Todo por México.

Recuerda visitar las Reglas del Foro
Si tienes dudas y sugerencias puedes postear en el Buzon
O solicitar asistencia vía Mensaje Privado
                         
avatar
SARGENTO 1/o. M.G
Marinero
Marinero

Mensajes : 78
Masculino
Edad : 36

Re: Cuba: el futuro sin los Castro pasa por las Fuerzas Armadas

Mensaje por SARGENTO 1/o. M.G el 28/12/2011, 5:43 pm

SERA COMO COREA DEL NORTE
avatar
Enemigo Público
Kapitan - Sovetskaya Armiya
Kapitan - Sovetskaya Armiya

Mensajes : 7838
Masculino
Edad : 30
Localización : Huaxyacac

Re: Cuba: el futuro sin los Castro pasa por las Fuerzas Armadas

Mensaje por Enemigo Público el 28/12/2011, 6:01 pm

SARGENTO 1/o. M.G escribió:SERA COMO COREA DEL NORTE
Ehhm, si, hue, seguro.

Está dificil el futuro de Cuba, pero si algo es seguro, es que tendrá que continuar un sistema progresista, ya se ven tintes de eso, el viejo régimen es simplemente viejo, y los jóvenes tendrán que hacerse cada vez más, cargo de su país, tanto en lo político como en lo social, que ahí, va de la mano.

Pero el bloqueo aún persiste, eso es un factor fundamental, y eso solo lo decide USA.
avatar
Von Leunam
General Brigadier
General Brigadier

Mensajes : 8009
Masculino
Edad : 30
Localización : Imperial City, Coruscant

Re: Cuba: el futuro sin los Castro pasa por las Fuerzas Armadas

Mensaje por Von Leunam el 18/4/2018, 7:25 pm

El Parlamento cubano propone a Miguel Díaz-Canel como sucesor de Raúl Castro



Este jueves 19 de abril, Cuba vivirá un día histórico. Raúl Castro, 86 años, cederá la presidencia y su sucesor será su delfín, el vicepresidente Miguel Díaz-Canel, de 57 años, nacido después de la revolución de 1959. Una nueva generación sube a la cima del Estado, aunque todavía bajo la figura tutelar del general Castro, que permanece hasta 2021 como primer secretario del Partido Comunista, el órgano máximo de decisión en la isla por imperativo constitucional. Es el penúltimo acto del adiós de la “generación histórica”. Tras la muerte de Fidel Castro en 2016, será en los próximos años la retirada de su hermano Raúl del mando del partido, o su fallecimiento, lo que rubrique, definitivamente, el inicio de una nueva era.

La Asamblea Nacional de Cuba se reunió este miércoles en La Habana para votar a los candidatos a ocupar los puestos del Consejo de Estado, elegidos por una Comisión Electoral Nacional controlada por la cúpula del régimen. Díaz-Canel fue propuesto como candidato a la presidencia y votado por los 604 diputados. El resultado, que por descontado será de unánime aprobación, se anuncia este jueves oficialmente. La sesión del miércoles estuvo presidida por Raúl Castro. A su lado estaba el vicepresidente Díaz-Canel, vestido con un sobrio traje gris. Ambos lucían relajados y sonrientes.

Díaz-Canel inicia un mandato de cinco años, renovable por otros cinco pero no más por el límite de dos legislaturas establecido por Raúl Castro para los altos cargos. El relevo presidencial ha estado marcado por la llamada a la “continuidad”, el concepto clave del oficialismo en una coyuntura trascendental que evitan identificar con una transición para no dar espacio a la idea de un posible cambio de régimen.

El nuevo presidente, un ingeniero electrónico que ha subido la escalera del poder con discreción durante tres décadas en la burocracia del partido, se presenta, por lo tanto, como el continuador de la línea revolucionaria y socialista y, más específicamente, del proceso de reformas iniciado por Raúl Castro en la última década. Sus mayores retos serán impulsar el tránsito a un modelo de mercado para revitalizar la economía –con la complejidad de no soliviantar a las facciones tradicionalistas del partido– y convertirse en una figura de autoridad unitaria acatada por las élites burocráticas y del Ejército y, en último término, por la sociedad. Tendrá también, como lograron los Castro, garantizar que la estabilidad del sistema siga descansando en la concentración de mando en la cima de la pirámide. Y, finalmente, afrontar la relación con Estados Unidos, donde Donald Trump ha vuelto a cultivar el antagonismo de antaño.

Los analistas coinciden en que el alcance reformista de Díaz Canel es una incógnita, por lo poco que se sabe de él y porque no se puede prever la autoridad que llegue a tener.

“No se sabe bien qué piensa y, por lo demás, si Raúl Castro en diez años no fue capaz de impulsar más las reformas por el contrapeso de los sectores conservadores, no sé cómo podrá hacerlo Díaz-Canel, que no está revestido de su legitimidad histórica y que es muy probable que no tenga el apoyo unánime del Ejército y del partido”, opina el economista Carmelo Mesa-Lago. El politólogo de la Universidad Internacional de Florida Michael Bustamante resalta que el nuevo presidente afronta una “encrucijada económica” con la urgencia de la unificación monetaria como desafío mayúsculo. “Es un riesgo porque la devaluación puede afectar mucho a la población. Pero si consigue sacarlo adelante también es su oportunidad para legitimarse ante el pueblo”. El líder de la organización opositora de Miami Movimiento Democracia, Ramón Saúl Sánchez, califica la sucesión como “un dedazo que no debe ser reconocido internacionalmente” y cree posible que con la desaparición de primer plano de los históricos “el pueblo cubano pueda empezar a protestar más y conmocionar al régimen”.

Pese a la gran importancia de este nuevo capítulo que empieza Cuba, en las calles de La Habana se respira la misma tranquilidad, el mismo tempo lento de siempre. En una sociedad que en su mayoría vive casi ajena a lo político y centrada en la supervivencia diaria, y acostumbrada a que los cambios sean más nominales que reales, es natural encontrarse con ciudadanos que ni siquiera saben lo que está pasando. “¿Hay un presidente nuevo?”, respondió en un parque Jesús Milián, de 24 años y empleado de mudanzas. A su lado, Hanoi Borrallo, 44 años, dijo con tono descreído: “Esto chico te digo yo justo lo que es: el mismo cake [pastel] con distinto merengue”. El taxista Helbert Fernández, de 24 años, reconocía que no sabía nada de Díaz-Canel.

–¿Ni siquiera lo has visto en una foto?

–No, si te digo que sí te miento. Es que yo no veo el noticiero.

–¿Y qué esperas del futuro?

–No sé. Que las cosas mejoren. Que quiten el bloqueo. Algo de eso…

En su radio sonaba El Micha, uno de los reguetoneros que cautivan a la juventud cubana, cantando “Oye tu sí suenas/que se caliente el party/porque soy candela”.

Las generaciones más adultas están más conectadas a lo que ocurre. Leticia Rodríguez, 55 años y dueña de una casa particular [vivienda que funciona también como hostal], opinó: “Seguiremos en la misma línea, pero seguro que con cambios positivos”. Sobre Díaz-Canel dijo: “Es un tipo que no me ofrece ninguna duda. Llegó a donde está por méritos propios. Aunque es seriotón. No tiene el carisma al que la gente está acostumbrada. Es otra cosa”.

En los primeros años, para ir asentándose, Díaz-Canel contará con el apoyo de Raúl Castro, cuyo mandato como primer secretario del Partido Comunista se extiende hasta 2021. El partido, y su dirigente, son por imperativo constitucional el máximo órgano de dirección del país, por encima del presidente del Consejo de Estado. En ese sentido, el timón de Cuba sigue en manos de Castro y Díaz-Canel podrá ir desarrollando su presidencia bajo su manto protector durante tres años, en caso de que el general no decida retirarse antes o tuviera que hacerlo por motivos de salud. Llegado ese punto, la transferencia de poder sería completa si Díaz-Canel toma la jefatura del partido, lo que le daría plenas atribuciones, según la lógica del régimen, para ser ya el principal decididor. Con todo, es de esperar que nunca llegue a tener el nivel de poder personal de los hermanos Castro y que deba ejercer el poder de modo más colegiado, un enfoque que ya empezó a poner en práctica Raúl a diferencia del omnímodo Fidel.

En Cuba, aunque no sea un término del gusto de la nomenclatura, Díaz-Canel es considerado un reformista, un tecnócrata convencido de la necesidad de modernizar el ruinoso sistema socialista para mantenerlo a flote. No apunta, sin embargo, como un liberalizador en materia política y de sociedad civil. El régimen de partido único no se discute y el reconocimiento de nuevas libertades políticas tendrá que esperar, aunque no se deben descartar reformas constitucionales que abran un poco el juego y vayan dando, de manera muy controlada, espacio a la libre expresión y asociación

Este jueves, en la Asamblea Nacional, coincidiendo con la efeméride del fracaso de la invasión anticastrista de Bahía de Cochinos, Miguel Díaz-Canel será declarado, finalmente, nuevo presidente de Cuba. Por primera vez desde 1976, la presidencia no estará a cargo de un Castro. Cuba abre un incierto capítulo de su historia y en medio de la incertidumbre por lo que venga, el humor, como siempre, sale al rescate. “¿El futuro de Cuba?”, se pregunta en su Facebook el cómico más famoso de la isla, Luis Silva, intérprete del popular personaje del viejito Pánfilo; y se responde con un vivo juego de palabras: “Que sea lo que Díaz quiera. Perdón, lo que Dios quiera”.

https://elpais.com/internacional/2018/04/18/actualidad/1524069138_691013.html
avatar
Mictian
Mando Supremo
Mando Supremo

Mensajes : 10220
Masculino
Edad : 106
Localización : La Tierra de Dios y de Maria Santisima

Re: Cuba: el futuro sin los Castro pasa por las Fuerzas Armadas

Mensaje por Mictian el 19/4/2018, 11:25 pm

Ojala y Cuba por fin tenga un transito seguro a la libertad...aunque tarde pero que llegue...


___________________________________
[center]
Hola Invitado. Bienvenido(a) al foro Todo por México.

Recuerda visitar las Reglas del Foro
Si tienes dudas y sugerencias puedes postear en el Buzon
O solicitar asistencia vía Mensaje Privado
        [url=https://twitter.com/#!/Todo_por_Mexico][img]


No te sientas vencido ni aun vencido, no te sientas esclavo siendo esclavo. Tremulo de pavor piensate bravo y arremete feroz ya mal herido!!!. Que muerda y vocifere vengadora, en el polvo ya rodando tu cabeza!!!(Almafuerte).
Desde la creacion de los Ejercitos han existido los exmilitares, pero no existen los exsoldados (Mictian).
Fuiste todo un guerrero mi Max!!! Dios te tenga en su gloria...

Contenido patrocinado

Re: Cuba: el futuro sin los Castro pasa por las Fuerzas Armadas

Mensaje por Contenido patrocinado


    Fecha y hora actual: 24/6/2018, 1:08 pm