Este es un foro dedicado a las Fuerzas Armadas Mexicanas así como de los diferentes Cuerpos de Policía y demás entes que se dedican a la Seguridad interna de México.


Destructor ARM E-02 Cuitlahuac

Comparte
avatar
Huemac
Marinero
Marinero

Mensajes : 94
Masculino
Edad : 97

Destructor ARM E-02 Cuitlahuac

Mensaje por Huemac el 29/1/2015, 11:13 pm

Navegando por la red me encontré este sitio que narra el destino final del ARM E-02 Cuitláhuac.
Desafortunadamente no fue un final feliz para este buque tanto para norteamericanos como de mexicanos, entusiastas de estos temas.

http://www.exordio.com/blog/otros-temas/desaparicion-del-destructor-uss-john-rodgers-en-mexico.html#axzz3QHG5Cs3a

los 69 años de edad, el barco de guerra estadounidense jubilado de la Segunda Guerra Mundial, ha terminado su existencia en un puerto mexicano, donde languideció durante casi una década en medio de disputas jurídico-internacionales y facturas que se incrementaban día a día.

dd-574

El casco del ex destructor estadounidense USS John Rodgers (DD-574), con su pintura desteñida con manchas de óxido y lleno de abolladuras, finalmente colapsó víctima de los estragos causados por el agua de mar y las buenas intenciones. Fue uno de los últimos buques de guerra estadounidenses que combatieron en la Segunda Guerra Mundial y que no habían sido desguazados, hundidos o convertidos en museos. A pesar de los intentos internacionales durante cinco años para lograr conservarlo, ni el gobierno mexicano, ni un desfile de aspirantes a propietarios de buques de guerra de Estados Unidos pudo encontrar un hogar permanente para el barco.

Cuando el diario "The New York Times" escribió en 2008 acerca de las tribulaciones del John Rodgers, el buque ya se enfrentaba a un futuro sombrío. Construido en Texas en 1942 y puesto en servicio a principios de 1943, el John Rodgers fue uno de 175 destructores de la Clase Fletcher que sirvieron sobre todo en el Pacífico durante la Segunda Guerra Mundial. En tan sólo unos pocos años, el John Rodgers acumuló una buena hoja de servicios, participando en una docena de importantes batallas en el Pacífico occidental, incluyendo Guam, el Golfo de Leyte, Okinawa e Iwo Jima.

Después de más de dos décadas de haber sido dado de baja, el destructor fue transferido a la Marina de México en 1968 y rebautizado Cuitláhuac (E-01). El barco sirvió durante un período adicional de 33 años haciendo interdicción de narcotraficantes y haciendo respetar las fronteras marítimas de México, y eventualmente se convirtió en el último destructor de la clase Fletcher todavía en servicio activo en el mundo.

La Armada de México dio de baja del servicio al Cuitláhuac en el año 2001, y fue entonces cuando comenzaron los problemas. La nave era bien conocida por los veteranos estadounidenses, debido a su extraordinaria longevidad y su prolífico papel durante la guerra en el Pacífico, por lo que hubo mucha discusión en las organizaciones de veteranos sobre que un grupo de preservación debía dar un paso adelante para repatriar la nave y destinarla a convertirla en museo. La Armada de México albergaba la esperanza de que un museo flotante también honrara a sus propios veteranos – después de todo, la nave no sólo sirvió a Estados Unidos durante cuatro años junto a los cientos de destructores que patrullaron el Pacífico, sino que sirvió durante otros 33 años en la Marina de México, donde los destructores son normalmente los más grandes buques de la flota. México, siempre sensible acerca de sus relaciones militares con Estados Unidos, podría haber saludado de una manera feliz esa forma de honrar a los veteranos de ambos países.

Sin embargo, todos los grupos que tratan de salvar a viejos buques de guerra se enfrentan a enormes obstáculos, y el John Rodgers no fue la excepción: estaba lleno de asbesto, lubricantes tóxicos, solventes, combustibles y pintura a base de plomo, todo lo cual tenía que ser removido antes de que los conservacionistas pueden trabajar en él. Equipos peligrosos fueron metidos en pequeños espacios oscuros, seriamente dañados por la oxidación, el casco se debilitó, las pequeñas fugas y otros problemas estructurales abundaban. Los permisos y licencias requeridos sólo desalentarían aún más a los potenciales y más osados conservacionistas.

Luego está su último salvador, una organización estadounidense sin fines de lucro, sin activos y sin ninguna experiencia marítima, movida sólo por voluntarios en su patriótico sitio web. La organización Beauchamp Tower Corporation de Milton, Florida, convenció al gobierno mexicano en 2006 a emitir una proclamación presidencial que la declaraba como la propietaria del buque, con el nebuloso objetivo de convertir la nave en un museo y en un centro de comunicaciones de emergencia – y con la promesa de que la Armada de México también tendría un lugar en el museo. Después de mucha fanfarria y una breve oleada de interés (y al menos una demanda), la Beauchamp Tower abandonó el barco acoderado en un muelle granelero en el puerto Lázaro Cárdenas en la costa mexicana del Pacífico, donde el pillaje saqueó todos sus accesorios de bronce y casi cualquier cosa de valor que pudiera ser desmontada.

Las multas, sanciones y embargos comenzaron a acumularse, y, finalmente, cualquiera que contemplara rescatar la nave habría necesitado más de 2 millones de dólares y un enorme trabajo legal sólo para obtener un título de propiedad. Remolcar el barco a los Estados Unidos habría sido otro reto peligroso y caro – en la década de 1960 y 70, varios Fletchers embarrancaron o se hundieron mientras eran remolcados.

Mientras tanto, durante una reunión de veteranos del USS John Rodgers, la organización Beauchamp Tower se comprometió a trasladar el barco a Mobile en Alabama. Cuando la tan ansiada posibilidad de llegada del buque se esfumó y permaneció firmemente amarrado en México, los viejos veteranos quedaron profundamente decepcionados y comenzaron a sospechar que nunca más lo volverían a ver.

"Todos estábamos muy entusiasmados. Nosotros íbamos a tener nuestra reunión allí en Alabama", dijo Chuck Stansbery, un operador de radio y artillero de un cañón antiaéreo, tripulante que a los 17 años navegó en el John Rodgers participando en una docena de batallas. Ahora vive en Leslie, Arkansas, tratando de mantenerse en contacto con los, más o menos 60 veteranos que quedan del John Rodgers, y recuerda al buque en el mejor de sus momentos. "Nosotros adorábamos a ese viejo barco. Éramos un grupo muy unido. Hasta el día de hoy puedo recordar el olor de la mampara cortafuego, el olor de la tinta de la cinta de la máquina de escribir, incluso echo de menos el olor del humo de los cañones. El sonido de las hélices en la popa del barco cuando se levantaba sobre el agua."

Para los veteranos más jóvenes del John Rodgers, ahora en sus 80 años, los hechos más felices en tiempos de guerra parecen ser los más recordados de manera fehaciente. "Probablemente, el recuerdo más vivo, aparte de los ataques kamikaze, era el cruce del ecuador", dijo Stansbery, recordando el ancestral rito marítimo de ese hecho. "Como un renacuajo uno pasaba el rito de iniciación. Eso incluía arrastrase en manos y rodillas desde la proa hasta la popa sobre la candente cubierta de metal, los golpes en la espalda con látigos hechos de sogas, el ser exorcisado por el Rey Neptuno y luego sumergidos en un tanque enorme para la purificación final."

Varios grupos de veteranos e incluso una universidad mexicana se comprometieron a salvar el barco, pero el costo y la logística necesaria era imposible de superar, y al final el viejo barco terminó oxidado. Alarmados por el hecho de que el destructor de 2.100 toneladas, podría zozobrar y causar estragos en el puerto durante un huracán o tal vez sólo terminar hundido en su muelle comercial y bloquear los canales vitales de navegación por meses, los funcionarios condenaron la nave en 2010 declarándola una chatarra peligrosa para la navegación.

Esta semana, Miguel Ángel Martínez Hernández, capitán del puerto Lázaro Cárdenas, reveló que la nave fue desmantelada en 2010 y 2011, y que la chatarra fue enviada a una fundición en la ciudad de Monterrey. A pesar de una proclamación pública en 2010 autorizando la demolición, las noticias sobre el desmantelamiento se mantuvieron en secreto, sin duda, en parte debido a las sensibilidades internacionales. Incluso en fecha tan tardía como la semana pasada, mucho después de que el acero del John Rodgers se convirtiera en parte de un reluciente rascacielos de la Ciudad de México o tal vez un Volkswagen fabricado en Puebla, otro grupo con sede en Florida intentó salvar el barco, sin saber que el John Rodgers ya había desaparecido hacía más de un año.

Para los funcionarios mexicanos, son comprensibles los esfuerzos que se hicieron para su conservación, aunque nunca llegaron a ninguna parte. Ellos, también, querían que el buque fuera salvado.

"He servido por más de 18 años como marino, pero en la marina mercante y no en la marina de guerra", dijo el señor Martínez. "Desde el lado romántico duele mucho, pero desde el otro lado – la parte administrativa – el buque era una nave obsoleta."

Ahora sólo quedan cuatro destructores de la clase Fletcher que tenían 114 metros de largo y llevaban una tripulación de unos 310 marinos – tres son museos flotantes en Boston, Buffalo y Baton Rouge, Luisiana, y el otro es un museo en Atenas en honor a la armada griega.

Aunque decepcionado, el Sr. Stansbery dijo que entendía por qué la paciencia de México, finalmente se agotó. "Pensar que el buque se ha ido para siempre y que nunca volverán a verlo es casi como perder a un ser querido", dijo, pero luego pensó en la posibilidad de daños puerto y agregó: "Eso era un motivo razonable para desguazarlo."

New York Times: A World War II Destroyer’s Demise in Mexico


Fuente: Desaparición del destructor USS John Rodgers en México — Blog de Exordio
avatar
asterix
SS-Schutze
SS-Schutze

Mensajes : 15414

Re: Destructor ARM E-02 Cuitlahuac

Mensaje por asterix el 30/1/2015, 12:44 am


Antes......


Y.....


DEspues....



Este artìculo me lo he encontrado en todos los Foros que habìa estado....hasta ahora reparo de su importancia històrica......



Hasta siempre......¡¡¡¡¡¡:Frms:y buena mar eterna......¡¡¡¡¡¡

fuerza_siniestra
Soldado
Soldado

Mensajes : 132
Masculino
Edad : 37

Re: Destructor ARM E-02 Cuitlahuac

Mensaje por fuerza_siniestra el 30/1/2015, 8:18 am

" />

fuerza_siniestra
Soldado
Soldado

Mensajes : 132
Masculino
Edad : 37

Re: Destructor ARM E-02 Cuitlahuac

Mensaje por fuerza_siniestra el 30/1/2015, 8:22 am

[img][/img]

fuerza_siniestra
Soldado
Soldado

Mensajes : 132
Masculino
Edad : 37

Re: Destructor ARM E-02 Cuitlahuac

Mensaje por fuerza_siniestra el 30/1/2015, 8:23 am

las fotos no son mías las encontré en Internet créditos a su autor

fuerza_siniestra
Soldado
Soldado

Mensajes : 132
Masculino
Edad : 37

Re: Destructor ARM E-02 Cuitlahuac

Mensaje por fuerza_siniestra el 30/1/2015, 8:24 am

[img][/img]

fuerza_siniestra
Soldado
Soldado

Mensajes : 132
Masculino
Edad : 37

Re: Destructor ARM E-02 Cuitlahuac

Mensaje por fuerza_siniestra el 30/1/2015, 8:25 am

[img][/img]

fuerza_siniestra
Soldado
Soldado

Mensajes : 132
Masculino
Edad : 37

Re: Destructor ARM E-02 Cuitlahuac

Mensaje por fuerza_siniestra el 30/1/2015, 8:39 am

tengo los planos en PDF pero no puedo subirlos
si alguien puede se los mando para que los suban
saludos
avatar
GALIL
Teniente
Teniente

Mensajes : 1420
Masculino
Edad : 43
Localización : Tejeringo el chico

Re: Destructor ARM E-02 Cuitlahuac

Mensaje por GALIL el 30/1/2015, 11:49 am

Y con el se fue un emotivo recuerdo de mi infancia... muy triste fin.

GALIL

fuerza_siniestra
Soldado
Soldado

Mensajes : 132
Masculino
Edad : 37

Re: Destructor ARM E-02 Cuitlahuac

Mensaje por fuerza_siniestra el 3/2/2015, 7:58 am

la armada de mexico tenia otro buque igualito se llamaba el "Cuauhtemoc" otro fletcher
[img][/img]

Contenido patrocinado

Re: Destructor ARM E-02 Cuitlahuac

Mensaje por Contenido patrocinado


    Fecha y hora actual: 21/8/2017, 12:45 pm